Cambiando Vidas

Causas de la PTI: autoinmune

Causas de la PTI: autoinmune

Causas de la PTI.

La Púrpura Trombocitopénica Idiopática o Trombocitopenia Inmune Primaria (PTI) es un trastorno en el cual el sistema inmunitario (nuestro sistema de defensa contra enfermedades) ataca a las células que producirán plaquetas o a las plaquetas mismas, disminuyendo su concentración en sangre por debajo de niveles apropiados que puedan promover la coagulación en caso de hemorragia; esta entre otras causas de la PTI son de importante cuidado para el paciente.

Por esta razón las personas con PTI tienden a sangrar de forma anormal. Estamos al tanto de que para la mayoría de las personas es un poco complicado entender qué es una enfermedad autoinmune. Por esta razón vamos a explicarte de forma fácil y práctica algunos conceptos engorrosos que te servirán para entender cómo se produce la PTI.

Queremos que no te queden dudas de los mecanismos básicos subyacentes a la PTI y a otras enfermedades autoinmunes. He aquí las palabras clave que debes conocer para entender la explicación de más adelante:

– Sistema inmunitario: es el sistema de defensa de tu cuerpo contra microorganismos (bacterias, virus, hongos y parásitos) o contra agentes o sustancias extrañas (tumores, suciedad, células dañadas o muertas). Funciona gracias a complejos mecanismos de reconocimiento de lo propio y de lo extraño.

– Antígenos: son moléculas que al ser reconocidas por el sistema inmunitario pueden o no producir su activación. La mejor forma de entender qué es un antígeno es imaginar a un grupo de guardias de seguridad (sistema inmunitario) pidiendo la identificación (antígeno) a las personas en una zona restringida. Si la identificación es propia de individuos que puedan estar en esa área los guardias no harán nada.

Por el contrario, si la identificación corresponde a criminales buscados o a personas que no deban estar ahí los guardias de seguridad actuarán de forma agresiva. Lo mismo ocurre con los antígenos y el sistema inmunitario. Antígenos propios son ignorados, mientras que antígenos extraños desencadenan una respuesta de defensa.

Que el sistema inmunitario actúe o no contra lo propio depende de un intrincado proceso de selección controlado por la información genética. Es así como personas que poseen determinadas mutaciones tienen más riesgo de desarrollar enfermedades autoinmunes.

– Megacariocitos: son grandes células (de ahí lo de mega) en la médula ósea, que al fragmentarse se convierten en múltiples plaquetas que pasarán a la sangre dentro de los vasos sanguíneos.

– Plaquetas: son fragmentos celulares (no son células) provenientes de los megacariocitos de la médula ósea, cuya función es promover la coagulación y contener hemorragias.

¿Cómo se produce la PTI?

Una interesante guía de manejo de 2012 presentó un buen resumen sobre la forma en que se produce la enfermedad. Según esta, la PTI se desarrolla porque el Sistema Inmunitario, por alguna razón asociada a factores genéticos y a detonantes ambientales, empieza a reconocer antígenos de las plaquetas y los megacariocitos como extraños. De esta manera se desencadena una respuesta en la que el sistema inmunitario ataca y destruye plaquetas y megacariocitos.

Esta reacción tiene como desenlace la disminución de la concentración sanguínea de Plaquetas, lo que deriva en sangrados anormales. A pesar de que un valor inferior a 100.000 plaquetas por mm3 de sangre se considera una cifra anormal, son los valores menores a 50.000 por mm3 los que se asocian a riesgo considerablemente elevado de sangrado. Recuerda que siempre frente a dudas importantes acerca de tu condición de salud lo más recomendable es que consultes a tu médico.

 

Bibliografía:

Mayo Clinic – Management of Immune Thrombocytopenic Purpura. Web Site