Cambiando Vidas

Características de la diabetes y síntomas

Entre muchas de las características que compartimos como seres humanos tenemos: las enfermedades.

Enfermedades algunas no muy particulares y otras más comunes de lo que piensas entre esas está la diabetes.

Como cualquier otra enfermedad crónica la diabetes, comparte ciertas similitudes entre sí pero nunca será igual, con esto queremos hacerte énfasis de aquellas particulares diferencias que hacen que la diabetes no sea tan común como crees.

Empezaremos con la hipoglicemia, denominada así por el bajo nivel de azúcar al que tu cuerpo puede llegar, las personas con hipoglicemia son personas a las que les falla el nivel de absorción de azúcar en el cuerpo, por lo que no tienen suficiente energía de la glucosa (usualmente el menor rango de glucosa es de 70mg/dl). Los síntomas de la hipoglicemia son:

  • Dolor de cabeza
  • Hambre y sudoración fría
  • Palidez y mareo
  • Confusión y palpitaciones
  • Irritabilidad y cambios de comportamiento

Estos síntomas aparecen cuando la glicemia está por debajo de 60mg/dl, generalmente este tipo de diabetes se da por no comer adecuadamente, comer en porciones muy pequeñas, saltarse los horarios de comida, exceso de ejercicio sin precaución, consumo de alcohol en forma excesiva.

Por otro lado, la hiperglicemia es lo totalmente opuesto a la anterior, ya que hace referencia a un nivel de azúcar por encima del normal (según la prescripción médica). Las personas con hiperglicemia tal como las hipoglicemias no logran absorber de manera normal la energía de la glucosa pero en este caso los niveles de azúcar aumentan produciendo un valor muy elevado de glucosa.

Los síntomas de la hiperglicemia:

  • Sed y hambre excesiva
  • Orinar de forma frecuente y abundante
  • Visión borrosa y cansancio

Las causas de la hiperglicemia pueden ser muchas pero ten en cuenta las siguientes: Comer en exceso o comer alimentos inadecuados, estrés físico o estrés emocional, lo que debes hacer para regular la hiperglicemia es tomar agua, realizar actividad física, monitorear tus niveles de glucosa y asistir con tu médico tratante.