Curated Tags
Urticaria crónica

Urticaria crónica espontánea: conociendo y entendiendo la enfermedad 

Conoce qué es la urticaria crónica, cuáles son las causas más probables de la aparición de esta enfermedad y cómo detectarla y tratarla de forma oportuna para tener una vida más sana, plena y sin ronchas. 

📅 23/11/2023

La piel es el órgano más grande del cuerpo y la encargada de protegernos de factores externos como bacterias, sustancias químicas e incluso de la temperatura. Pero ¿qué pasa cuando ese mismo defensor se convierte en el causante de una batalla en su mayoría desconocida?  

Ese es un dilema o incluso una incongruencia para quienes han recibido el diagnóstico de urticaria crónica espontánea (UCE), una enfermedad de la piel que se caracteriza por la presencia de manchas, ronchas o habones y/o hinchazón en distintas zonas del cuerpo, que vienen acompañados de picazón intensa, ardor y en algunos casos dolor. 

Para quienes no la padecen sería como sentir a muchas hormigas -de las rojas- picándote al mismo tiempo en distintas partes del cuerpo. Una situación agobiante a simple vista ¿no? Pero ¿y si pudiéramos evitar los efectos que produce en la piel la urticaria crónica, así como evitamos las picaduras de insectos con repelente?  

Para ello el conocer y reconocer esta enfermedad es clave, tal como dice un proverbio chino: 

“para conocer a tu enemigo debes convertirte en su mejor amigo”. 

La urticaria crónica espontánea, un rebelde sin causa aparente 

Sin duda alguna, la urticaria crónica espontánea se comporta como un rebelde sin causa, puesto que el origen de esta condición es, precisamente, enigmático y sin causa aparente.  

Si bien, aunque no tiene un desencadenante claro, estudios demuestran que, la UCE es producida porque el sistema inmune (el que nos ayuda a combatir las enfermedades) activa unas células llamadas mastocitos.  

Cómo se siente la urticaria crónica: signos y síntomas 

El signo más notorio y palpable de la urticaria crónica es la presencia de las ronchas, las cuales pueden variar de tamaño y forma, y aparecer en cualquier parte de la piel.  

No obstante, hay otros signos asociados a esta condición y que se convierten en una hoja de ruta para entender cómo funciona la enfermedad, aprender a catalogarla por lo que realmente es y que son de gran ayuda para el especialista a la hora de dar el diagnóstico y definir el tratamiento.

Estos mastocitos segregan sustancias como la histamina, la cual provoca que los vasos sanguíneos se ensanchen y liberen líquido en la piel, logrando a su vez que se activen receptores que propician la picazón. Es, principalmente, esa acumulación de líquidos lo que provoca los síntomas de la urticaria (1).  

Urticaria crónica

Sobre el angioedema

Hinchazón que afecta y/o compromete una capa más profunda de la piel como la dermis o la dermis profunda. Tanto así que los pacientes de urticaria crónica experimentan una hinchazón más pronunciada en sectores más específicos como los labios, párpados, mucosa, en el tronco y las extremidades (2). En algunos casos la hinchazón puede ser tan intensa que produce una deformación momentánea de la zona en donde aparece.

Conoce más: Signos y síntomas de la urticaria crónica  

Una condición sin distinción 

Aunque la urticaria crónica puede manifestarse a cualquier edad y a menudo comienza en la edad adulta, una parte de la población es más propensa a  desarrollar esta condición. De hecho, la prevalencia de la urticaria es dos veces más frecuente en las mujeres (3).

A pesar de la falta de claridad en torno a sus causas, esta condición afecta a millones de personas en todo el mundo. Por ello es importante resaltar que, aunque la urticaria se clasifica en dos: urticaria crónica y urticaria aguda, nos enfocamos en la primera dado que, la última tiene una duración corta y es autolimitada, por lo que se considera como una afección más frecuente y/o común que no genera mayores riesgos o afecciones en la calidad de vida de los pacientes.  

Lee también: Tipos y subtipos de urticaria  

Más vale prevenir…

Por lo general, la aparición de estas manchas son espontáneas y no están supeditadas exclusivamente a factores ambientales como el polvo, la polución, entre otras; sin embargo, estos pueden llegar a convertirse en agravantes.

Por ello es fundamental tener en cuenta aquellos agentes que inducen a tener más probabilidades de generar urticaria o angioedema. Algunos de ellos son:

Estres Y Urticaria

Desencadenantes: Si observas que alguna acción o elemento externo te causa la aparición de manchas de forma repetitiva y logras reconocerlo como un agente desencadenante, evita dicha sustancia o componente.

Estres Y Urticaria

Factores ambientales: Si la polución o el polen son una causa agravante de los habones, cambia la ropa expuesta y toma duchas después de estar en contacto con ellos.

Diagnóstico y control de la urticaria crónica

Primeramente, es vital que si presentas algún signo de urticaria sea el médico especialista en el tema (dermatólogo clínico o alergólogo) quien haga los estudios y análisis correspondientes para diagnosticar la presencia de esta patología y su tipo.

De hecho, vamos a definir y/o enumerar unas fases que contribuyen a reconocer la presencia de esta condición y que así se de un diagnóstico oportuno para su control.

urticaria

Identificación de la patología:Como lo mencionamos con anterioridad, el conocer y reconocer la presencia de la patología es clave para recopilar información y llevar un control de la aparición de la urticaria, debido a que ayuda al médico especialista a medir la frecuencia de la aparición de los síntomas y su duración.

Estres Y Urticaria

Análisis clínicos:Los análisis de sangre y pruebas de alergia son necesarios, dado que permiten obtener un diagnóstico verídico y/o descartar cualquier enfermedad de base o patología adyacente.

Estres Y Urticaria

Control y terapia:En la actualidad hay unos test que posibilitan realizar un control y/o registro de los brotes que sirven de herramienta para llevar a cabo un seguimiento veraz y adecuado de la enfermedad. Estos a su vez sirven como una guía para prescribir la terapia adecuada.
 

Conócelos aquí: Urticaria Activity Score y el Urticaria Control Test (UCT).

Generalmente, esta patología se trata con el uso de medicamentos antihistamínicos, ya que el consumo del fármaco bloquea la liberación de histamina que es la principal causante de los síntomas más comunes de la urticaria como la picazón y las ronchas.

Para muchas personas, los medicamentos contra la picazón generan un alivio. Sin embargo, no todos ejercen un control eficaz sobre esta condición, de allí la importancia de hacer uso de un tratamiento que bloqueé por completo la inmunoglobulina E (IgE) para que quienes la padecen puedan vivir libres de síntomas.

UCT para mejorar la calidad de vida

Es válido resaltar que cada persona tiene una experiencia única con la enfermedad. Por tanto, la medición de los síntomas se convierte en un facilitador y un gran aliado para reconocer la patología y realizar un tratamiento adecuado de la urticaria.

Entendiendo que, la urticaria parece sacada de una función de magia de Houdini, donde las ronchas persisten pero al momento de la consulta hacen su acto de desaparición.

Es por lo anterior que, un mes previo a la consulta y a través del formato de UCT, se analiza la frecuencia y duración de los brotes para que así se tomen decisiones médicas y terapéuticas en relación al puntaje obtenido.

Descarga el test y registra el comportamiento de tus manchas.

El test genera una puntuación de acuerdo a como está el paciente en relación con los síntomas si son frecuentes, molestos y si estos les impiden realizar funciones cotidianas. Entre más bajo sea el puntaje, menor control de la urticaria hay, es decir, si el test presenta una calificación con un rango entre los 9 a los 12 o menor a este, y ya hay un diagnóstico y un tratamiento establecido, los resultados inducen a que la terapia debe ser modificada.

Es así como el profesional en salud optimiza el tratamiento y considera el aumento de la dosis o el cambio de antihistamínicos con el objetivo de disminuir la sintomatología. Lo que se espera con ello es obtener un valor de UCT de 16, lo que significa que el paciente ha logrado un control completo de la enfermedad.

Video: Correcto uso del UCT (VIDEO NOVARTIS)

A partir de ahí será el profesional en salud quien considere la terapia a seguir que vaya acorde al puntaje ideal que garantice la mejoría en la calidad de vida de los pacientes.

Si experimentas síntomas persistentes con alta duración, busca atención médica con el especialista, sigue las fases y si es tu caso, consulta sobre un plan de tratamiento con los medicamentos que tengan los estudios correspondientes y sean los más adecuados para ti.

Urticaria crónica

Preguntas frecuentes

¿Cuáles son las causas de la UCE?

En hasta el 95% de las personas que padecen urticaria crónica, la afección es "idiopática", término médico que significa que no hay una causa clara. 

La afección a veces está vinculada a otra condición de salud como problemas de tiroides, problemas hepáticos, enfermedades de la piel o sinusitis, el síndrome de Sjogren, el tiro, la artritis reumatoide y la diabetes de tipo 12

En aproximadamente la mitad de los casos, el sistema inmunitario del organismo puede estar desbocado y atacar tejidos sanos2

¿Qué causa los síntomas de UCE?

La urticaria se produce cuando los mastocitos que se encuentran bajo el revestimiento de la piel se activan y liberan histamina (y otras sustancias químicas) en los tejidos. La histamina irrita las terminaciones nerviosas y provoca picor, y hace que los vasos sanguíneos se dilaten y goteen, lo que causa enrojecimiento e hinchazón1,3

¿Quién tiene UCE?

Cualquiera puede padecer UCE. Las mujeres la padecen con el doble de frecuencia que los hombres. Suele empezar a los 20, 30 o 40 años, pero puede aparecer a cualquier edad. 

La UCE puede ser más probable si se padecen alergias, eczemas, asma o alergias alimentarias3

Nota: Aproximadamente el 0,5% de las personas, es decir, una de cada 200, padece UCE a lo largo de su vida. 

¿Cómo se diagnostica la UCE?

La UCE se diagnostica cuando una persona presenta urticaria espontánea durante más de seis semanas, sin ninguna causa alérgica.  

Para confirmar este diagnóstico, su médico: 

  • Revisará su historial médico (puede ser útil llevar un diario y un registro fotográfico de la urticaria), seguido de un examen físico detallado.  

  • Pedirá análisis de sangre si sospecha una enfermedad subyacente. Las pruebas de alergia no suelen ser necesarias a menos que tenga un motivo para sospechar de una causa alérgica4

¿Cómo se trata la UCE?

El objetivo del tratamiento es aliviar el picor y la urticaria, minimizando los efectos secundarios. Para ello, se suelen utilizar antihistamínicos no somníferos que bloquean la reacción que causa los síntomas de la urticaria. Los antihistamínicos H1 son efectivos en aproximadamente el 75% de los pacientes con UCE, siendo ejemplos comunes la fexofenadina y la desloratadina. Además, los corticosteroides y la ciclosporina pueden ser útiles en algunos casos para suprimir las reacciones alérgicas y aliviar los síntomas2

La UCE grave que no se controla con dosis altas de antihistamínicos puede requerir un tratamiento especializado, que incluye: 

  • Inmunomoduladores - Suelen administrarse como inyecciones subcutáneas en el tejido entre la piel y el músculo que pueden administrarse en casa. 

  • Medicamentos inmunosupresores - Pueden utilizarse corticosteroides para tratar los síntomas graves durante un breve periodo de tiempo. 

Las opciones de tratamiento a largo plazo deben discutirse con el especialista4

¿Qué empeora la UCE?

Con la UCE, ciertas cosas pueden desencadenar un brote o empeorar la urticaria. 

Algunas de las más comunes son: 

  • Alcohol 

  • Frío 

  • Ejercicio 

  • Calor 

  • Duchas calientes 

  • Humedad 

  • Medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE) como la aspirina y el ibuprofeno 

  • Frotarse o rascarse la piel 

  • Alimentos picantes 

  • Ropa ajustada 

  • Estrés 

  • Presión física 

Limitar los desencadenantes que promueven los brote es bueno para su salud en general y puede ayudarlo a controlar los síntomas de la UCE.  

¿La UCE desaparece alguna vez?

Como la UCE aún no se puede curar, esto significa dos cosas: en primer lugar, controlar los brotes de la enfermedad y disminuir la presencia de signos y síntomas mediante el uso de terapia profiláctica. En segundo lugar, continuar el tratamiento y mantener la respuesta completa hasta que se produzca la remisión espontánea. 

En aproximadamente el 30-50% de los casos, los síntomas de esta condición desaparecen dentro del primer año después del diagnóstico. Sin embargo, en algunos casos, los síntomas pueden prolongarse por más de cinco años, siendo la duración promedio de uno a cinco años. 

Referencias:

  • Zuberbier T, Aberer W, Asero R, Abdul Latiff AH, Baker D, Ballmer-Weber B, et al. The EAACI/GA²LEN/EDF/WAO guideline for the definition, classification, diagnosis and management of urticaria. Allergy. 2018;73(7):1393-414.

  • Kaplan AP. Diagnosis, pathogenesis, and treatment of chronic spontaneous urticaria. Allergy Asthma Proc. 2018;39(3):184-90.

  • Altman K, Chang C. Pathogenic intracellular and autoimmune mechanisms in urticaria and angioedema. Clin Rev Allergy Immunol 2013; 45: 47-62.

Novartis de Colombia S.A. Calle 93B No. 16-31. PBX 654 44 44. Bogotá, D.C. Novartis Pharma, AG de Basilea, Suiza. ®️ = Marca registrada. Material dirigido a público general. Más información en el Departamento Médico de Novartis S.A Colombia: 6544444 o al correo electrónico: [email protected]. Si desea reportar un evento adverso ingrese al siguiente link: https://www.report.novartis.com/es o a través del correo electrónico: [email protected]. Este material no es promocional en lenguaje, apariencia o intención. Si se hace alusión a productos o indicaciones no aprobados por la autoridad regulatoria del país, será bajo el estricto propósito educativo, de genuino intercambio científico y para incluir las alternativas de tratamiento de forma balanceada, completa y vigente. Este material no pretende sustituir o reemplazar una decisión clínica ni terapéutica. No se autoriza la grabación, toma de fotografías y distribución del material y tampoco difusión por medios no autorizados por Novartis. Fecha de aprobación: XXXXXX. Fecha de caducidad: XXXXX Código de aprobación P3: XXXXXX

Cookies en este sitio web

Utilizamos cookies para asegurar que le ofrecemos la mejor experiencia en nuestro sitio web. Si continúa sin cambiar la configuración, asumiremos que está encantado de recibir todas las cookies de este sitio web.